La mayoría de nosotros mentiría si dijéramos que nunca hemos vuelto a usar una prenda de vestir sin lavarla antes, aunque lo cierto es que no es el caso de la ropa interior, por ejemplo. Así, podemos notar cómo suéteres y chamarras van mucho menos a la lavadora que calcetines y calzoncillos; la razón: el contacto con la piel.

Siguiendo el mismo principio, podemos decir que sucede algo parecido con la ropa de cama, caso en el que edredones y colchas apenas si son pasadas por agua en todo el año, mientras que las sábanas sí que se están cambiando constantemente. Sin embargo, ¿sabes cada cuánto tiempo tienen que lavarse? Aquí te lo decimos.

Sábanas, la ropa interior de la cama

Al estar en contacto directo con nosotros, las sábanas se llenan de todas aquellas suciedades que acumulamos a lo largo del día, como polvo, cosméticos, polen y hongos, sin contar aquellos agentes contaminantes que nosotros mismos desprendemos, es decir, el sudor, el pelo, la saliva y la piel muerta que les impregnamos al dormir.

Siguiendo de esto, no bastaría con darnos un baño antes de ir a lacama, puesto que, de cualquier manera, el simple contacto directo las hace más susceptibles de ensuciarse y de conservar restos de humedad.

¿Con qué constancia deben cambiarse las sábanas?

Por todas las razones anteriores, especialistas estadounidenses en cuidado del hogar y microbiología, pertenecientes a las instituciones Maeve’s Method y al Centro Médico Langone de la Universidad de Nueva York, señalan que el tiempo recomendado para cambiar el juego de sábanas de una cama es de máximo dos semanas y aún con mayor frecuencia si quien duerme envuelto en ellas se encuentra enfermo.

Aunado a ello, los hábitos y condiciones propias de cada persona harán que este periodo deba ser incluso menor, pues no nos encontramos en la misma situación cuando se acostumbra a dormir desnudo, en pareja, se suda mucho, se padece caspa, etcétera, por lo que teniendo todo esto en consideración, podría decirse que el tiempo estándar para toda la gente sería de una semana de uso.

¿Cuáles son los daños por no tener higiene en la cama?

Afectaciones a la salud como el desarrollo de alergias y enfermedades respiratorias derivadas de respirar polvo, ácaros y bacterias que se acumulan en las sábanas, son bastante comunes cuando éstas permanecen mucho tiempo sin lavarse, por lo que es mejor seguir las recomendaciones anteriores y mantener una buena higiene en toda la alcoba en general.

Quizás te interese leer: ¿CÓMO MANTENER LA HIGIENE EN TU ROPA DE CAMA?

Tener más de un juego completo de ropa cama para cada habitación de la casa te permitirá mantener la pulcritud necesaria para que tú y tu familia descansen de maravilla. Te invitamos a conocer nuestro amplio catálogo y dotar a tu hogar de todos los enseres textiles que necesitas.